viernes, 3 de septiembre de 2010

Síndrome Amok

El síndrome Amok es un trastorno psiquiátrico descrito por la OMS como un "episodio aleatorio, aparentemente no provocado, de un comportamiento asesino o destructor de los demás, seguido de amnesia y/o agotamiento. A menudo va acompañado de un viraje hacia un comportamiento auto-destructivo, es decir, de causarse lesiones o amputaciones llegándose hasta el suicidio."
Es decir, el sujeto sufre una súbita y espontánea explosión de rabia salvaje, que hace que la persona afectada corra locamente, armada, y ataque, hiera o mate indiscriminadamente a las personas y animales que aparezcan a su paso, hasta que es inmovilizado o se suicida (el 27% de ellos). Tras el ataque, la persona queda exhausta, a veces con amnesia completa e incluso puede terminar suicidándose. El primer caso moderno documentado ocurrió en 1913 en Alemania a manos de Ernst August Wagner.

"Un día de furia", Michael Douglas encarna a un ejecutivo Amok.

Este trastorno tiene un fuerte componente cultural, ligado tradicionalmente a las culturas primitivas en las cuales recibe nombres distintivos (Berserker en escandinavia; cafard en Polinesia; iichaa entre los indios navajos; dhat en la india; amok en malasia, de donde toma su nombre el síndrome). Pero resulta curioso que el moderno síndrome de Amok concentra casi todos sus casos en algunos de los países más desarrollados del mundo: EEUU, Alemania, Suiza, Bélgica, Finlandia, Escocia, Japón, Australia, Canadá y Francia.

Furia Berserker en estado puro. Me encanta.

Los ataques Amok se producen como respuesta a la frustración, provocación o humillación. La persona se muestra depresiva o melancólica unos días antes del episodio. Posteriormente sufre una secuencia de explosión-bloqueo, como hemos descrito previamente. En este contexto se incluyen las recientes matanzas de estudiantes en institutos, como la famosa matanza del Instituto Columbine en 1999.

La matanza de Columbine.

Podeis encontrar más información al respecto, aquí, aquí, o aquí.

No hay comentarios:

Publicar un comentario